Hay veces que, en las empresas, hay saltos cualitativos como consecuencia de adoptar nuevas tecnologías que revolucionan los procesos productivos. Si bien al principio esto supone una ventaja competitiva, a medio plazo se tienen que adoptar para no quedar atrás.

En este artículo te vamos a explicar en qué consiste una tecnología disruptiva,​ los beneficios de utilizarlas y cómo las puedes integrar en tu empresa para ganar.

​​Definición y ventajas

"Una tecnología disruptiva es aquella que permite dar un salto cualitativo en los procesos que supone una ruptura con respecto a las formas de producir o de ofrecer un servicio existentes hasta entonces."

​​Has de tener presente que existen tecnologías que mejoran los procesos productivos y los perfeccionan, pero la principal diferencia es que una tecnología disruptiva convierte en obsoletos los viejos sistemas. Un ejemplo está en la utilización de correos electrónicos gracias a la implantación de internet, que ha desplazado al correo postal originario, que solo se utiliza para comunicaciones formales.

Es conveniente, pues, que sepas distinguir cuándo una tecnología genera una disrupción y hacerlo cuanto antes porque, de esta forma, tendrás ventaja sobre tus competidores.

Beneficios

Existen varios beneficios derivados de emplear tecnologías disruptivas en las empresas, y este es un pequeño resumen:

1. Estas tecnologías abaratan los procesos una enormidad para los usuarios, pero también para las empresas. Un ejemplo está en Skype, que sirve como alternativa real a las llamadas telefónicas internacionales por precio y cobertura, pero también WhatsApp, que permite enviar mensajes de texto gratuitos.

2. Se mejoran las posibilidades de hacer el trabajo. El caso de los ordenadores en contraposición a las máquinas de escribir es paradigmático, hasta el punto de que las segundas se han dejado de fabricar. Es posible eliminar un problema rápidamente dando a una tecla, pero también adaptar la fuente y el tamaño en función de nuestras preferencias, así como incluir los colores que deseemos. Además, se puede aplicar la mecanografía clásica a lo que establece la informática actual.

3. Gracias a estas tecnologías, se puede ofrecer un servicio mejor a tus clientes y abrir nuevas vías de negocio. El caso de la impresión en 3D es significativo, pero también la impresión digital permite imprimir ediciones más pequeñas y llegar a sectores que hasta la fecha eran inalcanzables. El caso del Bitcoin, gracias a la tecnología blockchain, facilita las transacciones internacionales.

La disrupción tecnológica, pues, constituye una oportunidad porque permite que otras posibilidades que en el pasado no eran negocio lo puedan ser ahora. Este fenómeno siempre ha existido pero se ha acelerado desde la década de 1990 con la aparición de internet en la mayoría de los hogares. De hecho, hoy es perfectamente posible ser autónomo y trabajar desde casa, simplemente con un ordenador con conexión a internet, un teléfono móvil y un software profesional.

Conclusión

El uso de una tecnología disruptiva constituye, pues, una necesidad para seguir siendo competitivos a medio plazo. Las herramientas de software que entran en la categoría de tecnología disruptiva consiguen ir más allá de donde es posible a corto plazo. Se trata de que no quedes por detrás aunque seas un pequeño autónomo porque utilizas la tecnología necesaria.

Hoy no debes llevar la contabilidad y la facturación a mano porque perderás mucho tiempo y dinero, por no decir que darás una imagen poco profesional. En una economía en la que el tiempo es dinero, racionalizar los procesos es algo fundamental y no lo puedes desdeñar. De esta forma, todo te resultará más fácil.

Por todas estas razones, implementar las tecnologías disruptivas en tu empresa es una forma inteligente y eficaz de trabajar, es #WorkSmarter

Descubre cómo Teamleader puede ayudar a controlar mejor tu negocio

¿Te gustaría empezar ahora mismo? Pruébalo gratis durante 14 días.

Empieza tu prueba gratis